Análisis – The Legend of Zelda: Link’s Awakening

Título: The Legend of Zelda: Link’s Awakening
Desarrollador: Nintendo ; Grezzo
Plataforma: Nintendo Switch
Género: Acción Aventura
Año de lanzamiento: 2019

Cada vez que Nintendo anuncia un juego de la serie The Legend of Zelda, medios y jugadores enloquecen. Incluso aunque estemos, como es el caso, ante un remake. Link’s Awakening o como algunos dicen: Lins Awin nin, salió originalmente para Gameboy en 1993. Y hoy podemos rememorar o, como ha sido mi caso, enfrentarnos por primera vez a una de las aventuras de Link más especiales.

LinksAwakening1

Esta fue la primera entrega que se lanzó en una portátil, y la primera que no tiene lugar en Hyrule. Las limitaciones de la Gameboy no parecieron suficiente impedimento para que se tratase de una aventura en toda regla con ocho templos e incontables secretos, por no hablar de su historia: Una de las más misteriosas protagonizadas por Link.

Este remake, basado en Link’s Awakening DX, que vio la luz para Gameboy Color unos años más tarde con ciertas novedades, ha sabido captar la esencia del original. Respeta sus mecánicas y su universo de manera casi enfermiza pero sin miedo a adaptar ciertas cositas. Por ejemplo, en las mazmorras se ha respetado la cámara cuadricular que sólo nos permite ver la sala en la que estemos; pero en el mapa general la cámara nos seguirá sin limitaciones, haciendo más sencillo el gameplay.

LinksAwakening2

Sin embargo hay una cosa que no me ha convencido lo más mínimo, y es que a la Switch le sobran botones. Yo no sé si es que han querido respetar eso del original o qué, pero tienes el escudo en un botón, la espada en el otro y luego dos ranuras más para lo que quieras. En mi caso siempre tenía asignado el objeto que nos permite saltar. Los gatillos por tanto, quedan inutilizados. Volver una y otra vez al inventario será el pan de cada partida. Por lo demás, ofrece un control fácil, asequible y fluido. Link responde bien a nuestras órdenes y como viene siendo habitual por Hyrule, el cometer fallos tenderá a ser nuestra culpa.

Hay un par de cosas que, como jugador primerizo de este episodio, me han sorprendido. El uso de la Ocarina, por ejemplo, me ha parecido casi profético. Desconozco si estaba en el título original pero me ha sido imposible no recordar al maravilloso Ocarina of Time. Aparte de este instrumento, que tiene un uso secundario, encontraremos otra serie de objetos ya típicos como el gancho, las bombas, el arco… Y no he echado en falta gran cosa.

LinksAwakening3

El diseño de las mazmorras me ha gustado y muestran una curva de dificultad muy acertada. Las primeras apenas nos llevarán un rato el completarlas, mientras que en las últimas podremos estar tardes enteras si decidimos adentrarnos en ella por nuestra cuenta y riesgo, sin guías. No es que sean complejas, pero pueden llegar a ser un tanto enrevesadas y liosas.

En el apartado visual, Link’s Awakening se defiende estupendamente con el estilo que vemos en las fotos y que, seamos sinceros: Le sienta fenomenal. ¿Qué tal un Minish Cap así, Nintendo? ¿O un Oracle of Ages / Seasons? Sin embargo he de decir que el juego tiene un «pero». Cuando cambiamos de ubicación y entramos en una zona diferente, a la hora de mostrarse en pantalla el nombre de esta nueva localización, el juego tenderá a ralentizarse. Esto es algo que puede resultar muy molesto aunque apenas empañe la experiencia. Sobre todo, acostumbrados como estamos a los estándares de Nintendo, llama la atención ver que no está pulido como debería. Insisto, de ser otra compañía este detalle tendría menos importancia. Pero hablamos de unos señores que han metido Breath of the Wild en una tarjetita de apenas un centímetro cuadrado.

LinksAwakening4

Y hablando de Breath of the Wild (análisis), es normal sentir que estamos ante una entrega más pequeña, descafeinada e incluso peor. La sombra de la última aventura del de verde es muy larga y está claro que ha dejado desfasados al resto de juegos de la serie. Pero que esto no eche para atrás a nadie: Link’s Awakening es igualmente disfrutable, y sobre todo muy divertido. En lo personal, debo decir que me ha gustado mucho volver al sistema clásico, al que enamoró a muchos e hizo que la serie fuera lo que es hoy. Sí, aquí es donde toca meter el dichoso «pero» de turno. El juego acaba haciéndose repetitivo.

Es normal que tratándose de un mapa pequeño, toque ir de aquí para allá cada dos por tres para estirar la duración del juego. Esto quizás funcionase cuando el juego vio la luz, y a día de hoy apenas molestará a los que han acudido a la llamada de la nostalgia. Pero es probable que para gente que, como yo, viene de nuevas a Link’s Awakening, encuentre esta tónica repetitiva. Yo mismo reconozco que para cuando llegué al último templo, estaba deseando acabarme el juego ya.

Para los que disfrutan completando todo al 100%, están de suerte. Hay una serie de cositas extra que podemos llevar a cabo si queremos: Pesca, juegos recreativos, búsqueda de caracolas… No es que multiplique vertiginosamente las horas de juego pero alargará la experiencia un par de horas.

LinksAwakening5.jpg

En definitiva, Link’s Awakening es un juego que empieza fuerte, golpeando con la nostalgia desde el comienzo pero que poco a poco se va deshinchando por el paso del tiempo y la evolución natural de la serie. Después de títulos como Ocarina of TimeMajora’s MaskWindwaker o el ya citado Breath of the Wild, las limitaciones de este portento para Gameboy quedan más patentes que nunca. Esto sin embargo no lo aleja ni un ápice de ser un juego notable, necesario para los fans de la saga y parada casi obligatoria para aquellos que busquen exprimir la Switch todo lo posible.

7,5/10

 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s